martes, 10 de marzo de 2009

Pepe Rubianes y la puta España

He visto algunos monólogos de Pepe Rubianes y no puedo decir que su humor fuera de mis favoritos. Pero durante estos días que han transcurrido tras la noticia de su muerte, he leído aquí y allá algunos comentarios que no me han dejado indiferente.

Cuando Rubianes dijo que se cagaba en la puta España, muchos imbéciles interpretaron que se cagaba en todos los españoles. Y esto me parece no sólo de una estupidez supina sino de tener una mala baba que no conoce límites.

Como dijo Buenafuente en su monólogo de homenaje al humorista, aquella declaración y sus posteriores reacciones reflejaron "las imposturas de una sociedad demasiado preocupada por el qué dirán". La gente es libre de pensar lo que quiera y de decir lo que piensa. Y si no es así, entonces que pidan también responsabilidades a otros muchos que día tras día escupen sus jodidas ideas a través de los medios de comunicación.

Pero que de toda la carrera de un humorista como Rubianes, algunos medios fascistoides y otros tantos hipocritillas, les haya quedado esta anécdota, es algo que me revienta porque es de una injusticia galopante. Como dice J.A.Albéniz en su Descodificador de hoy: Pepe Rubianes deja una trayectoria profesional larga, densa y jugosa que, lamentablemente, para mucha gente quedó sepultada por unas palabras pronunciadas el 20 de enero de 2006 en 'El Club', un programa de TV3.

Por eso, me gustaría decir desde aquí, que al igual que Pepe Rubianes, yo también me cago en la puta España de Losantos, de Rouco, del rey, en la bandera de Rajoy y en el himno del Gobierno de España de Zapatero.

Y que me la suda también (por delante y por detrás) el nacionalismo de pedigrí de Carod Rovira, el de Arthur Mas y el de Ibarretxe.

Eso, que se metan todos ellos su puta idea de España por donde les quepa.

9 comentarios:

Fet dijo...

Me apunto a la deyección, con su permiso.

dijo...

Era un puto genio, jeh.

Arnau dijo...

El nacionalismo no tiene porqué ser malo de por sí. Es su uso cicatero, partidista, colonial y arrojadizo el que lo desvirtúa. Es el intento de someterlo a los demás su peor problema; como también, a su vez, el de defenderlo obsesivamente contra los demás. Porque una cultura no deja de ser sino un instrumento para la interpretación de la vida. Sí, una vida compleja; afortunadamente como los seres humanos.

Hasta siempre Rubianes.

Más claro, agua dijo...

Quien no sepa admitir los comentarios de gente como Rubianes es que todavía no se ha dado cuenta de lo que vale el peine de la democracia ;-)

Josu Sein dijo...

¡¡¡Olé!!!

serieb dijo...

aiiisss.. la puta españa y sus putos seguidores...

necesitamos mas Rubianes en este país de hipocritas sacamuelas, ultrareligiosos y fastizoides...

que grande el Pepe... y que inmensa la Maya...

kss

Javier dijo...

Amen!!

RAÚL dijo...

vaya, llego un poco tarde. queda hueco para defecar? aunque sea sólo sobre todos aquellos que machacan a albéniz con sus ridículos comentarios en el descodificador... qué gente, dios!!

Brotestertor dijo...

Y quel gran y negro dios masai le acompañe, joder.
Joder.
Joder.
Joder.
Y me cago en mi puta vida.
Me he quedado sin dios.
Joder.