miércoles, 28 de noviembre de 2007

Las emociones

Las emociones son estados internos que se caracterizan por sensaciones, reacciones fisiológicas y la conducta expresiva propia de éstas emociones..

Una emoción mal canalizada puede llevar a guardar silencio, sentirse herido, hundido...

Las emociones son dificiles de controlar y no se pueden ni medir ni observar... lo único observable es el comportamiento... no las emociones.

La emoción es un sentimiento subjetivo y privado.

Una experiencia individual.

Una respuesta somática, automática donde se implican órganos viscerales como el corazón..

La percepción se nutre de la memoria, del aprendizaje.. Una vez procesada la información, la reacción emocional que deriva de este procesamiento pone en marcha el sistema nervioso autónomo y al sistema endocrino... Pone el cuerpo en alerta, inhibe los movimientos del corazón...

Las emociones te pueden hacer vivir muy deprisa.. o te pueden hacer morir lentamente...

De nosotros depende.

La emoción está muy unida al lenguaje.

Y muy unida a la enfermedad.

Una persona triste influye en su sistema inmunitario.

Pero no lo podemos evitar... las personas tenemos una tendencia emocional innata.

Las emociones forman parte intrínseca de nuestra vida...

Son tan delicadamente bellas y frágiles las emociones...

Pero no permitamos que las emociones dominen nuestro comportamiento... porque arruinarán nuestra vida.

Podemos (debemos) controlar nuestros pensamientos para que deriven en unas emociones limpias, libres de toda culpa ... que nos produzcan bienestar, serenidad y calma interior... Porque nuestro comportamiento entonces será el de alguien que si no es feliz, al menos vive con ímpetu por experimentarlo, aunque sea de forma efímera... y no existe fuerza más poderosa - ni tan siquiera el propio destino- que nos pueda regalar una existencia más dichosa en este mundo.

Recuerda.. Si algo tiene solución, ¿Por qué te afliges? Y si no la tiene, ¿por qué te afliges?

Pensar los sentimientos, sentir los pensamientos..

----- Quisiera protegerte con biombos de las corrientes de aire como El Principito hizo con su rosa..

Para Carmen, la niña de mis ojos.

4 comentarios:

Amkiel dijo...

Una emoción no se puede expresar con el lenguaje porque la primera es inmediatez y el segundo ya supone cierta elaboración racional. Menos mal que hay formas alternativas de darlas a sentir.

maya dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
maya dijo...

Pues yo creo que si.
Ningún hablar es inocente. Una palabra de ternura es también una caricia. Una expresión verbal de odio puede herir hasta una célula. Las consecuencias del lenguaje se manifiestan en acciones y estas acciones son originadas por las emociones.
Se produce una interacción permanente entre emoción, comportamiento y pensamiento de tal forma que se retroalimentan permanentemente: la emoción influye en el comportamiento y en el pensamiento; a la vez, el pensamiento influye en la forma de vivir la emoción y en la dirección del comportamiento. Vivimos-Expresamos las emociones y los comportamientos a través del lenguaje (incluso corporal): Sea éste más más o menos elaborado o más o menos racional.

Gracias por pasar por aquí.
Recuerdo tu web. Muy interesante.

Amkiel dijo...

(Disculpa la tardanza en responder pero estaba de viaje) Dices que una palabra de ternura es también una caricia. También que una expresión verbal de odio puede herir. Sin embargo, yo no le daría tanta importancia a la palabra en sí, con su significado propio, sino a la forma en que ha sido expresada. Es decir, no es la "palabra" la que da la ternura sino la forma en que se pronuncia, que de lingüístico puede tener bien poco. En definitiva, cualquier palabra puede cambiar de significado según el modo en que se dice, y un insulto resultar encantador y una bonita palabra ser un insulto.

En cualquier caso, no me hagas mucho caso pues soy de ciencias.